Estudiar demasiado

Ahora que vuelvo a ser estudiante, hablo más sobre ser estudiante. Así es la vida.

Cuando digo estudiar demasiado, no me refiero en general, sino para un examen. Yo, a pesar de ser bastante buen estudiante en general, siempre he estudiado lo justo para los exámenes. Porque si sacas más de un cinco en una asignatura y suspendes otra, has hecho el primo. Yo siempre apuntaba al cinco (en la universidad, de más joven, como no suspendía nada, apuntaba al 10).

Pero resulta que había exámenes que estudiaba demasiado, por unas razones u otras. Y eso es malísimo para los nervios en los exámenes. Si no has estudiado casi nada, el examen es relajado, no has invertido casi nada, así que no te juegas casi nada. Pero cuando le has dedicado horas, te agobias, y cuantas más horas le hayas dedicado, más te agobias. No existe (al menos en mi experiencia) eso de “ir sobrao” a un examen. Siempre hay una posibilidad de que suspendas.

Pero el problema viene cuando dejas de ser un número, un examen más en la pila de 400 exámenes. Si conoces personalmente a un profesor tienes que estudiar de más, para no hacer el ridículo. Se vive muy bien siendo un tonto más, el problema es cuando te sacan de la manada. Es mucho mejor formar parte de Tontos Anónimos.

Creo que este post se me ha ido torciendo hasta que ya no tiene nada que ver con el título. Qué se le va a hacer, a veces salen feos. Se les quiere igual.

Anticlimax.

Anuncios
Explore posts in the same categories: Uncategorized

One Comment en “Estudiar demasiado”

  1. Bea Says:

    Lo que mosquea de estudiar demasiado es que tengas un examen de tres partes (un profesor por parte). Una de ellas es más difícil y le dedicas más tiempo, estudiando peor las otras dos. Y luego, el profesor de esa parte no le da la real gana acordarse de que tiene un examen y se va de viaje pasando de dejar las preguntas, el resto de profesores no avisa, y por lo tanto, la parte a la que le has dedicado el 80% del tiempo, no entra. Por lo menos era el último.

    Enfado a parte, una vez fui a un examen con esa sensación de “voy sobrao”. Estaba tranquila pero no tan tranquila como cuando está claro que no apruebo ni con inspiración divina.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: